Los campos electromagnéticos son la clave para la recuperación tras una lesión

Los campos electromagnéticos son la clave para la recuperación tras una lesión

Productos como ActiPatch® demuestran que estas ondas son totalmente beneficiosas para el cuerpo.

Un exceso de carga, un sobreesfuerzo o correr ese kilómetro de más sin haber entrenado o estirado antes nos puede jugar una mala pasada. Las lesiones deportivas son algo de lo más frecuente en un runner y, aunque se suele pensar que los pies son los primeros a los que les pasa factura todo el ejercicio realizado en cada carrera, lo cierto es que todo el cuerpo puede sufrir daños.

 

Una de las lesiones más comunes después de correr es el dolor de espalda baja o dolor lumbar. Este tipo de actividad hace que sometamos la zona lumbar a un estrés repetitivo y para aquellos que tienen que convivir con ese dolor de forma asidua, es importante tomar medidas.

Afortunadamente, existen varios tratamientos que nos pueden ayuda a que ese dolor desaparezca, como es el caso de ActiPatch®, cuyos beneficios trascienden la salud física al incidir de manera positiva en la calidad de vida de los usuarios.

Se trata de un microdispositivo terapéutico de uso personal que recomiendan los especialistas tanto a runners y deportistas como a personas que no practican deporte cuando sufren algún tipo de dolor, ya que consigue reducir las molestias sin riesgos para la salud.

Para acabar con el dolor y la inflamación, este dispositivo portátil utiliza la energía de los campos electromagnéticos generados en el área terapéutica y actúa sobre el foco del dolor. Los pacientes notarán con su uso un alivio de las molestias y de la rigidez, así como una mayor capacidad de movimiento. Desde hace unos meses se puede adquirir ya en farmacias.

¿Una lesión en el momento más inoportuno? ¿Un dolor que llevas tiempo arrastrando y con el que quieres acabar? Prueba ActiPatch®. ¡Es realmente eficaz!