Voy a salir a correr: ¿Qué me pongo?

Voy a salir a correr: ¿Qué me pongo?

El running empieza a convertirse en una disciplina en auge entre todos los sectores de la población, lo que ha motivado que las firmas de moda low-cost más importantes hayan apostado por la creación de nuevas líneas deportivas dentro de sus colecciones.

La equipación se convierte en un añadido dentro de la práctica deportiva y es que la comodidad, el tejido y el diseño de la prenda toman un mayor protagonismo y pueden animarnos a la hora de llevar a cabo nuestro entrenamiento diario. Sentirnos a gusto con aquello que vestimos puede contribuir a vislumbrar la posibilidad de alcanzar nuestros objetivos. Y es que si observamos los resultados a nivel físico o en nuestra silueta, al salir sabremos que cualquier meta quedará al alcance de nuestra mano.

Esta cuestión atañe sobre todo al género femenino y es que en materia de color y diseño siempre es la mujer la que mayor influencia soporta por parte de las marcas de moda. Asimismo un regalo adecuado (zapatillas deportivas, top…) puede convertirse en el punto de partida que nos ayude a encontrar la motivación necesaria para comenzar el entrenamiento.

 
¿Qué me pongo?

Las opciones son múltiples y diversas, en función de la persona o la estación y es que no existe mal tiempo sino vestimenta inadecuada. Además las condiciones físicas de cada individuo pueden obligarle a vestir de una u otra forma en el momento de la práctica deportiva.

De este modo, ajuste, tejido y color se convierten en factores fundamentales a la hora de seleccionar el tipo de prenda que queremos emplear durante nuestro entrenamiento.

AJUSTE
 
El nivel de ceñido de la prenda depende de la comodidad y de la seguridad del propio individuo. No todo el mundo parte de una autoestima óptima que le permite lucir prendas ajustadas sin sentir que los más mínimos defectos le salen a relucir. Sin embargo constituye una buena opción no solo para apreciar los resultados derivados de la práctica deportiva, ya que se convierte en una segunda piel, sino también a la hora de desprendernos de la resistencia añadida que constituyen aquellas prendas excesivamente amplias.

Una cuestión que muchas personas desconocen es que contar con un pecho voluminoso supone una importante dificultad a la hora de llevar a cabo la práctica deportiva, y es que es realmente complicado encontrar una equipación adecuada a precios razonables que ofrezca la sujeción precisa durante el ejercicio. Las marcas mencionadas con anterioridad parecen haberse hecho eco de este problema y nos presentan diferentes propuestas que buscan hacer económicamente accesible prendas deportivas de calidad. 

 
TEJIDO
 
El diseño de las prendas deportivas que se comercializan en la actualidad busca que sean transpirables y ligeras, así como que posibiliten una rápida evaporación del sudor de la piel durante el ejercicio. 

Generalmente los tejidos sintéticos se consideran los más adecuados, para mantenerte fresca durante el ejercicio, ya que incluyen fibras como el polipropileno, la lycra, el spandex, el nylon y el poliéster, y han sido especialmente diseñadas para absorber la humedad. 

Asimismo, la absorción de la humedad gracias al tejido, permite una rápida evaporación del sudor a través de la ropa lo que contribuye a mejorar el proceso de refrigeración natural del propio organismo.

Por otro lado, tenemos las fibras naturales como el algodón, cuyo uso es bastante reducido en ropa deportiva, dado que su absorción del sudor puede incrementar el peso de la prenda y reducir su ventilación. No obstante, la llamada “lana inteligente” empieza a convertirse en un material idóneo en la elaboración de determinadas prendas que pueden empaparse rápidamente, como los calcetines para runners, ya que su naturaleza hidrófoba transforma el sudor en vapor de agua y lo transmite al aire a través del tejido.

También encontramos prendas que contienen materiales diseñados exclusivamente para proporcionar una ventilación adicional en determinadas zonas del cuerpo. 

 
COLOR

Este último factor no reside simplemente en una cuestión de gustos, sino que tiene repercusiones tanto en nuestra temperatura corporal como en la imagen que tenemos o buscamos ofrecer de nosotros mismos.

Generalmente deberíamos optar por colores oscuros para aquellas partes del cuerpo cuyo volumen queremos ver reducido. De siempre se ha dicho que el color negro “hace más delgada”, aunque esta afirmación no es del todo cierta, ya que simplemente nos muestra tal como somos sin el grosor o efecto añadido que pueden proporcionar estampados o colores más llamativos.

No obstante, debemos tomar en cuenta que cuanto más oscuro sea el color mayor será su absorción del calor, lo que producirá un incremento de nuestra temperatura corporal, lo que puede constituir una ventaja o desventaja según la época del año en que nos encontremos.

También se aconseja, sobre todo para aquellos runner nocturnos, la utilización de prendas en colores llamativos o claros, ya que optar por prendas oscuras puede mimetizarnos con el ambiente y convertirse en un riesgo en zonas de tráfico o circulación frecuente. En este caso, los colores neón o flúor con detalles reflectantes se convierten en una alternativa factible que no solo se ajusta a las tendencias más actuales, sino que nos ayudan a optar por un atuendo “chic”, práctico, confortable y que permitirá a conductores y transeúntes adivinar nuestra presencia a una distancia considerable.

 

María Huertas Ferrer. Locutora de Radio Onda Cero en el programa “Más que moda”. Periodista especialista en moda y Runner. 

anabolisant vente
BLOG COMMENTS POWERED BY DISQUS